Planificación inteligente del hogar en 5 sencillos pasos

Ahora nos encontramos con aparatos inteligentes en todas partes. Desde el televisor hasta la tostadora, desde el cepillo de dientes eléctrico hasta la lavadora, casi todo está disponible en versión inteligente. La vida parece ser un poco más fácil cuando los dispositivos piensan por sí mismos.

Hasta ahora, tan futurista. Pero, ¿cómo conseguir que su casa analógica se ponga al día? ¿Cómo de complicado es pasarse a una casa inteligente? ¿Cuáles son los requisitos previos y los retos? ¿Y por dónde se empieza a planificar?

5 pasos hacia el hogar inteligente

Un viejo refrán dice: "El proyecto será tan bueno como lo sea la preparación", así que tómate tu tiempo con antelación para decidir con calma qué quieres que sea capaz de hacer la casa inteligente terminada. ¿Qué quiere facilitar exactamente? ¿Dónde le gustaría recibir asistencia con sólo pulsar un botón y qué es lo que idealmente debería estar automatizado?

1 El poder reside en la calma

Tómate tu tiempo para preparar una habitación a la vez. ¿Qué le molesta? ¿Qué procesos podrían ser más sencillos? Desde el pasillo hasta la cocina: toma nota, incluso de las cosas más pequeñas, como los enchufes o los interruptores de la luz de difícil acceso. No te olvides del jardín o del balcón, si lo tienes, porque allí también puedes hacer cosas.

2 Investigación y archivo

Ahora comienza el verdadero trabajo. Tómese su tiempo y averigüe qué ofertas están disponibles para sus necesidades y deseos personales y haga una lista de lo más destacado. Presta también atención a cómo se pueden controlar los dispositivos que deseas. La mayoría de los fabricantes, como Chuango, utilizan su propia aplicación, y no querrás acabar con diez aplicaciones diferentes.

Un asistente de voz como Siri o Alexa puede ayudar a unir todos tus gadgets, ya que la mayoría de los dispositivos del hogar inteligente son compatibles con al menos un asistente. Así que asegúrate de incluir los altavoces inteligentes en tu investigación, ya que pueden simplificar las operaciones y también dar acceso a otros miembros del hogar con bastante facilidad - ¡luego hablaremos de eso!

En caso de duda, el lema es: ¡menos es más! Es sorprendentemente fácil actualizar tu casa inteligente una vez que tienes una base decente. De este modo, puede concentrarse primero en lo básico y establecer más productos en un segundo paso.

¡Pregunte a los usuarios que saben! Hay una comunidad de hogares inteligentes muy activa en Twitter, Reddit o YouTube: aquí puedes obtener consejos de uso e instalación, pero también recomendaciones de productos y consejos sobre dispositivos que no han demostrado su funcionamiento. ¡No tengas miedo de los comentarios! A la mayoría de los usuarios les gusta compartir sus conocimientos.

3. ¡dinero, dinero, dinero!

Ahora que sabes lo que quieres y lo que necesitas como mínimo, es el momento de presupuestar. Porque sólo si tienes claro el coste máximo de la diversión, tu planificación de la casa inteligente podrá tener éxito sin que te lleves una desagradable sorpresa más adelante. Una larga lista de deseos y un presupuesto reducido no significan el fin de su proyecto. Al contrario: los medios claramente limitados le ayudan a establecer prioridades en la variedad de ofertas y le protegen de comprar demasiado o demasiado mal. Así que ten claro lo que estás dispuesto a gastar y ajusta tu lista de deseos en consecuencia.

4. ¡Alexa, apaga las luces!

Ahora ya sabes qué aparatos quieres, dónde conseguirlos, cómo instalarlos y cuánto pueden costar. Ahora viene el siguiente gran reto: ¿Cómo los va a manejar? Al principio de su investigación, lo pensó brevemente: un asistente de voz sería una solución inteligente. Pero, ¿cuál debería ser? Ya hemos presentado a los "tres grandes" Siri, Alexa y Google Assistant con más detalle en otro artículo, por si quieres sumergirte más en el mundo de los altavoces inteligentes.

Por lo demás, se aplica de nuevo lo siguiente: averigüe cuáles son sus necesidades y qué asistente se adapta mejor a usted y a su hogar. Siri se incluye automáticamente si tienes productos Apple. Alexa es, con diferencia, el más conocido y flexible de los asistentes y es el que más fácilmente aprende. Google Assistant es muy adaptable y ya está disponible con altavoces inteligentes bastante económicos.

Los tres pueden guardar rutinas y automatizaciones y, por lo tanto, facilitar su vida cotidiana. Le dan el control sobre los productos de su hogar inteligente y, sobre todo, facilitan el funcionamiento compartido entre varios residentes.

5. ¡ya casi está!
Has comprado tus productos, siguiendo estrictamente el presupuesto, por supuesto, has configurado tu asistente de voz, has conectado todo y lo has probado. Ahora el último paso es la puesta a punto. Al fin y al cabo, eso es lo más divertido de la casa inteligente: planificar y establecer procesos automatizados. Por ejemplo, puedes convertir tu lámpara de cabecera en una luz despertadora y hacer que te despierte suavemente. O puede poner en marcha su robot aspirador cada vez que salga a trabajar por la mañana. No hay límites a su imaginación: ¡puede planificar tan a lo grande o tan a lo pequeño como le convenga!

Conclusión:

La planificación de su casa inteligente le llevará algún tiempo, pero merece la pena. Puede instalar y planificar componentes y procesos según sus preferencias. Sin embargo, es importante que primero conozca muy bien sus necesidades. Tenga siempre presente que el estado de la técnica está en constante evolución y que seguramente pronto habrá nuevos componentes inteligentes que le gustaría incluir. Un hogar inteligente no es un proyecto acabado, sino un proceso en constante evolución.

Dejar un comentario

Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados